Comorbilidad

Comorbilidad (Feinstein, 1970): Aparición de otra entidad clínica en el curso de la enfermedad “índice” objeto de estudio, es decir, la aparición de otra enfermedad clínicamente diagnosticada que convive con la enfermedad principal, que en este caso es el Trastorno Límite de Personalidad.

Las posibilidades de que surja comorbilidad son las siguientes:

  • Coocurrencia por azar, ambos síndromes actuarían simultánea e independientemente.
  • Síntomas comunes de distintas fisiopatologías (p.ej.: alucinaciones).
  • Predisposición o diátesis: El sufrir un trastorno predispone a padecer el otro (p.ej.: dependencia y depresión mayor).
  • Una alteración genotípica (alteración genética) produce distintos fenotipos (efectos que se manifiestan visiblemente) (p.ej.: evitativo / fobia).
  • Ambos trastornos tienen mismos síntomas que se manifiestan con más o menos intensidad según el momento evolutivo (p.ej.: trastorno por atracón y trastorno consumo sustancias).
  • Asociación espectral: Similar cualidad etiopatogénica pero distinta expresión cuantitativa (p.ej.: esquizoide/ esquizofrenia).
  • Complicación de un trastorno en eje I.
  • La presencia de uno modifica el curso y expresión del otro.

Por otro lado he de mencionar las implicaciones que la comorbilidad conlleva, aunque sólo las mencionaré y no me adentraré en ellas pues no es el objetivo la página. Bien, las implicaciones son:

  • Diagnósticas: esto es, la dificultad de reconocimiento:

– Diferenciar rasgo y estado.

– Manifestación del trastorno mental.

– Características del patrón de personalidad previo.

  • Pronósticas:

– Empeoramiento / mejoría.

– Interferencia entre trastornos.

  • Terapéuticas:

– Tratamiento independiente vs conjunto.

– Secuencia y / o jerarquías de tratamiento distintas.

Ahora por fin me voy a centrar en aquellos trastornos, enfermedades o comportamientos que tienen comorbilidad con el TLP, que es lo que realmente nos compete:

  • Sustancia de abusos.
  • Trastornos afectivos: bipolar tipo I, bipolar tipo II, depresión mayor y distimia).
  • Trastornos de conductas alimentarias.
  • Trastornos de control de impulsos: cleptomanía, piromanía, compra impulsiva, automutilación repetitiva, ludopatía, onicofagia (comerse las uñas), tricotilomanía (arrancarse el propio cabello o los vellos de distintas zonas del cuerpo).
  • TDAH
  • Psicosis
  • Trastornos ansiosos: trastorno por estrés postraumático, trastornos de aprendizaje, fobia social, fobia simple, trastorno obsesivo compulsivo, agorafobia, trastorno de ansiedad generalizada.
  • Trastornos somatomorfos.
  • Trastornos disociativos.
  • Otros trastornos de la personalidad: histriónico, narcisista, antisocial, esquizotípico, esquizoide, paranoide, por dependencia, trastorno obsesivo y evitativo.
  • Suicidio

Como veis, el Trastorno Límite de Personalidad es un trastorno muy complejo y o bien se puede compaginar con otros trastornos o bien se puede confundir con ellos, por lo que es muy importante la exploración del paciente y su síntomas para un diagnóstico correcto.

En cuanto al vocabulario, he intentado usar una terminología comprensible, algunas cosas las he explicado para su comprensión pero en el caso de que haya términos que no comprendan, no duden en escribirme un correo a través de la zona de contacto y preguntarme, estaré encantada de contestar todas las preguntas y resolver todas las dudas lo más claramente posible.

Espero que este artículo haya resultado de vuestro interés.